pub-6905228906291780 Arsenal, los invencibles
  • Julio Di-Bella

Arsenal, los invencibles

Actualizado: 3 de oct de 2019

El 15 de mayo de 2004, el Arsenal de Arsène Wenger se coronaba campeón de la Premier League sin haber perdido un solo partido; el equipo londinense logró sumar 90 puntos gracias a sus 26 triunfos y 12 empates. Solo un equipo en la historia había logrado ser campeón invicto en Inglaterra; North Preston End lo consiguió en la temporada 1888-1889. Los gunners marcaron época con su impresionante logro y, hasta la fecha, ningún equipo ha sido capaz de igualar semejante marca. El equipo recibió un trofeo dorado para conmemorar su gran proeza. Los 23 jugadores que conformaron esa memorable plantilla fueron:

Porteros:

· Jens Lehmann

· Graham Stack

· Stuart Taylor

Defensas:

· Sol Campbell

· Lauren

· Gaël Clichy

· Kolo Touré

· Ashley Cole

· Pascal Cygan

· Martin Keown

Mediocampistas:

· Patrick Vieira

· Gilberto Silva

· Fredrik Ljungberg

· Robert Pirés

· Edu

· Francesc Fábregas

· José Antonio Reyes

· Ray Parlour

Delanteros:

· Dennis Bergkamp

· Thierry Henry

· Nwankwo Kanu

· Sylvain Wiltord

· Jérémie Aliadiere


El francés, Thierry Henry, se convirtió en el referente de ataque de este equipo tras marcar 30 goles durante la temporada. Su compatriota, Robert Pirés, fue la segunda fuente de anotaciones del equipo ayudando con 14 tantos. El equipo también logró destacar en el aspecto defensivo; solo recibieron 26 goles en los 38 partidos que disputaron. La forma en que todas las piezas del equipo lograron combinarse permitió que alcanzaran la gloria, los jugadores priorizaban el aspecto colectivo al individual.



Es evidente que este logro sería incomprensible sin la presencia de Arsène Wenger. El entrenador francés demostró su gran habilidad para detectar talentos desconocidos y convertirlos en estrellas, por ejemplo Kolo Touré y Fredrik Ljungberg. Sus grandes habilidades tácticas le permitieron ser reconocido como el rival más importante de Sir Alex Ferguson dentro de Inglaterra.



El alto nivel de competitividad que existe hoy en día en la Premier League hace que parezca complicado que algún equipo repita la hazaña del Arsenal equipo que, desde hace ya un tiempo, ha perdido protagonismo gracias a las grandes campañas realizadas por Liverpool, Manchester City y Chelsea.